Imagen Ilustrativa

STEM es un enfoque que integra contenidos matemáticos y científicos utilizando el proceso de diseño de la ingeniería, con el fin de desarrollar a través del trabajo en equipo y el uso de la tecnología soluciones a problemas del mundo, es una nueva tendencia educativa que promete arraigarse en los centros educativos en un futuro próximo. 

Según sus siglas en inglés, STEAM significa Science, Technology, Engineering, Arts and Mathematics, es por esta razón que la educación STEAM se centra en la enseñanza de estas áreas y por supuesto, para potenciar al máximo conocimientos pero sobre todo la aplicación práctica todos los días.

El enfoque de las carreras de este tipo es global, porque las 4 disciplinas existentes, se relacionan entre si y se espera que este tipo de educación prepare a las nuevas generaciones en áreas como la innovación y la investigación.

Según el Foro Económico Mundial (WEF siglas en inglés), las profesiones en Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas (STEM) dominan la lista de los 10 empleos que tendrán mayor demanda laboral en los próximos cinco años.


¿Por qué elegir estas carreras?

Según la Fundación Rocket Girls, que brinda las herramientas necesarias para que las mujeres obtengan las mismas oportunidades de desarrollo, sociales y académicas en áreas STEAM, estas son algunas de las razones para optar por estas carreras:

  • Mayor inserción laboral: como por ejemplo, el ingeniero informático, que aún es de los más demandados por las empresas tecnológicas y que además buscan especializaciones en ámbitos como ciberseguridad.
  • Formación continua: trabajar con las TIC requiere profesionales que se mantengan al tanto de nuevas herramientas, programas y lenguajes para el desarrollo de las tecnologías, con el fin de servir como progreso para empresas e incluso, para la sociedad.
  • Contribuir a la mejora y avance de la sociedad: las TIC permiten superar barreras de todo tipo y representan un canal ideal para mejorar cuestiones de vital importancia, como la calidad de los procesos educativos.
  • Un sector transversal: se habla del ámbito tecnológico como un sector propio, y a pesar de ser cierto, las carreras y sus diferentes soluciones o servicios desarrollados, se pueden aplicar y adaptar prácticamente a cualquier sector. Ejemplos claros son la seguridad y defensa, la salud y bienestar, sector primario, banca, educación, aeroespacial o industria.

Por todas estas razones, los tecnólogos pueden desarrollar sus carreras ligadas a un sector específico o varios diferentes. Si desea conocer más acerca de estos temas puede visitar el Instagram de Rocket Girls.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *